Coronavirus. Baja la contaminación en China después de la cuarentena

Los mapas muestran una caída drástica en la contaminación del aire de China después de la cuarentena de coronavirus



Mapa satelital en el que se observa la disminución de la contaminación debido a la cuarentena por el coronavirus
Mapa satelital en el que se observa la disminución de la contaminación debido a la cuarentena por el coronavirus

Ha habido una caída dramática en la contaminación en China a medida que el país intenta contener COVID-19. Se trata de la enfermedad causada por el nuevo coronavirus.

Nuevos mapas que utilizan datos recopilados de los satélites de la NASA y la Agencia Espacial Europea muestran cómo el dióxido de nitrógeno, un gas peligroso liberado por la quema de combustible, se ha disipado desde el brote.

Los mapas que muestran los niveles de dióxido de nitrógeno en Wuhan, China, del 1 de enero al 25 de febrero del año pasado muestran la región cubierta de colores ardientes. Con partes en un rojo más profundo que significan altas concentraciones del contaminante. Un avance rápido hasta este año, y los mapas de la misma región muestran una gran diferencia. Son casi todos azules y muestran concentraciones más bajas.

A pesar de que la contaminación generalmente cae durante ese período de tiempo mientras el país celebra el Año Nuevo Lunar, los científicos dicen que lo que están viendo este año es una gran diferencia.

«Esta es la primera vez que veo una caída tan dramática en un área tan amplia para un evento específico».

Dijo Fei Liu, investigadora de calidad del aire en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA, en un comunicado

La fuerte caída en las emisiones ocurrió más rápidamente de lo que se observó durante la recesión económica de 2008. Y también se prolonga más que la caída de la contaminación en Beijing durante los Juegos Olímpicos de ese año. «No estoy sorprendida porque muchas ciudades en todo el país han tomado medidas para minimizar la propagación del virus», dijo Liu.

El nuevo coronavirus apareció por primera vez en Wuhan en diciembre

Para enero, los funcionarios habían puesto en cuarentena la ciudad, deteniendo aviones, trenes, trenes subterráneos y la mayoría de los vehículos privados. A medida que el virus se extendió más allá de Wuhan, también lo hicieron las cuarentenas que cerraron negocios, dejaron de viajar y redujeron las emisiones. Un mapa del país antes de las cuarentenas (del 1 al 20 de enero) está cubierto de manchas anaranjadas y rojas. Mientras que esas manchas están notablemente ausentes en otro mapa que representa a China después de las cuarentenas (del 10 al 25 de febrero).

Con suerte, el aire más limpio proporcionará algo de alivio a medida que China haga frente a un nuevo coronavirus que afecta a los pulmones. Por sí solo, el dióxido de nitrógeno puede inflamar las vías respiratorias y dificultar la respiración de las personas. También reacciona con otros químicos para crear hollín, smog y lluvia ácida.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*