Icefin encuentra aguas cálidas debajo del Glaciar del Juicio Final

Por primera vez, un robot submarino visitó el fondo del glaciar Thwaites de la Antártida



Icefin, un robot submarino, realizó un viaje increíble debajo de un glaciar derritiéndose en la Antártida.
Icefin, un robot submarino, realizó un viaje increíble debajo de un glaciar derritiéndose en la Antártida.

Un robot submarino llamado Icefin ha ido a donde ningún sumergible ha llegado antes. Llegó a el vientre del «Glaciar del Juicio Final» de la Antártida y ha descubierto temperaturas inusualmente cálidas allí.

El trozo de hielo, oficialmente conocido como el Glaciar Thwaites, se ganó su apodo ominoso porque es uno de los glaciares que más rápido se derrite en la Antártida.

Aun así, los científicos se sorprendieron al saber que las aguas en la línea de tierra, la región donde el glaciar se encuentra con el mar, están a más de 2 grados Celsius por encima de la temperatura de congelación normal, según informes de prensa.

«Las aguas cálidas en esta parte del mundo, por remotas que parezcan, deberían servirnos como una advertencia para todos nosotros sobre los posibles cambios terribles en el planeta provocados por el cambio climático».

David Holland, investigador principal de la expedición. y director del Laboratorio de Dinámica de Fluidos Ambientales de la Universidad de Nueva York

El viaje para recopilar estos datos no fue fácil. Los científicos arrojaron el Icefin en forma de torpedo a un agujero de 700 metros de profundidad que habían perforado a través del glaciar.

«Estamos orgullosos de Icefin, ya que representa una nueva forma de ver los glaciares y las plataformas de hielo. Realmente, por primera vez, podemos conducir millas bajo el hielo para medir y mapear procesos que de otra manera no podríamos alcanzar. Hemos logrado la primera observación de cerca de grounding zone. Es nuestro momento de ‘caminar sobre la luna’ «.

Dijo en un comunicado Britney Schmidt, científica principal de Icefin y profesora asociada de Ciencias de la Tierra y la Atmósfera en Georgia Tech

Grounding zone o línea de apoyo es la región donde la parte inferior del glaciar se encuentra con el agua de mar debajo de ella.

El equipo se apodó MELT, o Melting at Thwaites grounding zone y su control sobre el nivel del mar. Pasó los últimos dos meses en menos menos 30 C en el glaciar para el proyecto.

Después de descender el hoyo de casi media milla a través del glaciar, Icefin nadó más de una milla hasta línea de apoyo.

A medida que avanzaba, Icefin tomó medidas e imágenes para que los científicos pudieran mapear el área más tarde. También para comprender las temperaturas y el paisaje cambiante allí.

El glaciar Thwaites, se está derritiendo a un ritmo cada vez más rápido. Su derretimiento ya representa aproximadamente el 4% de la subida del mar mundial, informó Georgia Tech. La cantidad de hielo que fluye de Thwaites y los glaciares adyacentes hacia el mar se ha duplicado en los últimos 30 años. Esto convierte en una de las áreas de la Antártida que cambia más rápidamente.

Además, Thwaites es crucial para la Antártida porque ralentiza el hielo que fluye libremente hacia el océano

La plataforma de hielo del glaciar, o sus capas de hielo flotantes permanentes, actúan como tapón en un drenaje obstruido. Impide que el glaciar fluya con toda su fuerza hacia el océano. Menciona Stef Lhermitte, profesor asistente en el Departamento de Geociencia y Teledetección de la Universidad Tecnológica de Delft en los Países Bajos.

«Sabemos que las aguas oceánicas más cálidas están erosionando muchos de los glaciares de la Antártida Occidental. Pero estamos particularmente preocupados por los Thwaites. Estos nuevos datos proporcionarán una nueva perspectiva de los procesos que tienen lugar, por lo que podremos predecir cambios futuros con mayor certeza».

Keith Nicholls, oceanógrafo del British Antarctic Survey y el líder del Reino Unido en el equipo MELT

Además de desplegar Icefin, los investigadores enviaron instrumentos oceánicos y tomaron núcleos de sedimentos. El equipo incluso envió un segundo vehículo Icefin a otra ubicación, la plataforma de hierlo Ross, en colaboración con la Antártida Nueva Zelanda.

El trabajo se mostró como un informe especial de BBC World News (28 de enero) como parte del bicentenario del descubrimiento de la Antártida. Mientras tanto, los investigadores aún están analizando los datos de Icefin y planean publicar sus hallazgos en marzo, según The New York Times.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*