Empaques comestibles, alternativa al futuro para la reducción de residuos



La enorme cantidad de residuos que generamos los humanos día a día, en especial en los países desarrollados, constituye una de las más serias amenazas para el planeta, y ya estamos encontrando cada vez más difícil disponer de la basura que generamos.

En este sentido, son las ideas científicas más creativas las que nos proponen soluciones que en el futuro, pueden ser una buena respuesta a este problema. Los empaques comestibles para alimentos, por ejemplo, son una buena solución.

Efectivamente, los envoltorios de los diversos alimentos que consumimos conforman una enorme parte de la basura que se genera a diario en el mundo, por ello existen diversos productos que ya han llegado al mercado, que proponen comercializarse en envases comestibles.

Varios laboratorios en el mundo avanzan en lograr envases comestibles, que se puedan ingerir directamente con el alimento como la cáscara de algunas frutas. En Argentina, por ejemplo, se logró desarrollar una película a base de un compuesto orgánico del tipo polisacárido, que sirve de soporte para otras sustancias que evitan la formación de hongos y bacterias. El almidón de mandioca, por ejemplo, sirve para estos fines y es resistente a la acidez.

Estos empaques comestibles hacen que se pueda prescindir del uso de plásticos para envolver alimentos, y hace a las frutas y verduras, como otros alimentos frescos, fáciles de llevar a todas partes, promoviendo una alimentación de mejor calidad.

Otra firma se llama WikiCell, y propone la creación de pequeñas bolitas de alimentos como quesos, helados, pulpa de frutas o yogur, envueltos en una película que los preserva, tal como si de frutas se tratara.

La fórmula de la película de esta marca es secreta, pero incluye algas y frutas, entre otros.
Las nuevas películas para alimentos comestibles ayudan a evitar la humedad en el alimento y previenen cualquier contaminación, simplemente hay que lavarlos antes de comer como cualquier fruta, y disfrutar del alimento en cuestión.

De esta manera, existe una considerable posibilidad de que en los próximos años, las empresas comiencen a desarrollar más materiales de este tipo, y en el mercado haya muchos ejemplos, es que el exceso de basura en el planeta, junto con el crecimiento poblacional, hacen indispensable la búsqueda de soluciones para controlar los residuos que se genera, y ya no alcance con reciclar, sino que sea necesario – como en este caso – evitar la generación de residuos.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*