Lanzarán programa de cultivo de coco y promoverán su uso industrial



Paraguay – La Cámara Paraguaya de Biocombustible, con el apoyo financiero del Banco Interamericano de Desarrollo, lanzará el Proyecto Aprovechamiento Integral del Coco «Mbokaja», que busca la promoción del cultivo racional del coco.

El objetivo del referido proyecto, que tendrá un costo cercano a los 170.000 dólares, es mejorar los ingresos de los productores de esta planta, mediante un mayor aprovechamiento de su fruto, dadas las perspectivas de mejores oportunidades en el mercado.

De acuerdo a Carlos BĂŒttner, presidente del referido gremio, el convenio con el BID será realizado en principio, el próximo viernes 25 de mayo, en la Municipalidad de Itauguá, y que el plan contempla los componentes promoción del cultivo racional del coco, y el mejoramiento de la colecta, logística y comercialización del coco y de sus derivados.

La intención es incrementar el cultivo del coco, a través de la instalación de tres viveros de 30.000 plantines cada uno, en una primera etapa y otras 30.000 en una segunda fase, con media sombra, conexiones para riego y control fitosanitario. Estos estarán ubicados en Itauguá (Central), Pirayú (Paraguarí) y Arroyos y Esteros (Cordillera).

La idea es plantar finalmente 360 hectáreas de cocotales, con 500 plantas por hectárea, en 300 fincas familiares campesinas.

El plan prevé también jornadas técnicas en las tres zonas determinadas para técnicos y productores líderes en el cultivo del mbokaja, con visitas a las parcelas demostrativas, así como la de seminarios y cursos de capacitación en el cultivo, recolección e industrialización del coco por cada zona.

Por otra parte, el proyecto señala que este acompañará a las organizaciones de productores en el desarrollo de contratos con la industria aceitera, jabonera y de biodiésel, para asegurar la colocación de la materia prima en condiciones favorables para las partes.

Sustitutos
En otro momento, BĂŒttner informó que las empresas de biocombustibles están comenzando a producir, también en base a residuos de aceiteras, un sustituto del fuel oil, que se vende a las industrias, que lo utilizan como quemadores, es decir, para generar calor.

“Es un poco escasa todavía (la producción), por el cambio de proceso que estamos haciendo, pero creo que en no más de 30 días también estaríamos colocando volúmenes importantes, en el orden de las 300.000 toneladas por mes de ese combustible que está escaseando en nuestro país”, aseguró BĂŒttner, quien afirmó que dicho producto nuevo les “dará vida mientras el biodiésel se afiance más”.

No obstante dijo que el potencial es grande y que tienen proyectos latentes y están a la espera de algunas decisiones gubernamentales para continuar con los proyectos.

En “stand by”
El programa del biodiésel en el país quedó en “stand by”, mientras que países como Brasil y Argentina les dan un impulso tremendo en este momento por todo lo que implican los biocombustibles, como alternativa tanto estratégica como económica para el país.

Existen varios inconvenientes que hacen que la producción no pueda avanzar, por ejemplo el tema del pago del IVA, que el empresario del biodiésel no puede pagar porque como los emblemas no pueden descargar ese impuesto, no les interesa comprar el combustible

El otro problema se relaciona los laboratorios de control de calidad, que el Estado demoró en tener, por lo menos hasta ahora no tiene en claro si tienen o no el equipo, que ya debe estar operativo en Petropar.

Costos y tecnología limita avance
El crecimiento de la oferta y demanda de biocombustibles será limitado más por obstáculos económicos y tecnológicos que por la disponibilidad global de tierras, dijo Wood Mackenzie Consultants Ltd., una consultora de energía con sede en Edimburgo.

Los altos costos de producción ocasionados por el precio de las materias primas son “un significativo factor restrictivo sobre la demanda”, dijo en un correo electrónico Alan Gelder, subdirector general para refinación y comercialización de petróleo en Wood Mackenzie. Hay pocas tecnologías comercialmente viables para satisfacer la demanda de biocombustibles hechos de materiales no alimenticios, agregó.

Entre los biocombustibles están el etanol, que suele fabricarse a partir de productos agrícolas como el azúcar o los granos, y el biodiésel, hecho de aceites vegetales o grasas animales. Se mezclan con gasolina y diésel para reducir la contaminación de los motores de los vehículos. La Unión Europea tiene previsto aumentar a 20 por ciento la cuota de biocombustibles en el carburante para el transporte para 2020.

“A fin de cumplir sus objetivos en materia de combustibles renovables para el transporte, la UE deberá incluir cantidades más altas de etanol en su conjunto de carburantes para el transporte”, dijo Gelder en un comunicado ayer a última hora. Las observaciones se basan en un estudio realizado conjuntamente por Wood Mackenzie y Celeres, una consultora brasileña de negocios agrarios.

La limitada disponibilidad de materias primas de precio económico para la fabricación de biodiésel «como el aceite de soja» podría tener un impacto adverso en el sector de refinación, dijo Gelder.

Cooperativa muestra interés
Los integrantes de la Cooperativa Neuland hablaron con el ministro de Hacienda, César Barreto, sobre el tema de los biocombustibles. Enrique Dick dijo que el anuncio del incentivo impositivo para importar vehículos flex movidos a alcohol y nafta, desembocó en una interesante conversación, como las posibilidades que en el Paraguay existen, con la caña de azúcar. Expresó que la situación de Paraguay para nada sustenta la argumentación internacional de que los biocombustibles hacen subir los precios de los alimentos porque acá la caña de azúcar igual va a fabricar suficiente azúcar para endulzar como para endulzarnos la vida, y el resto puede ir a biocombustibles.

Señaló que la plantación de la caña de azúcar con mejor tecnología se puede fomentar mucho la productividad. Agregó que el año pasado faltó alcohol, porque algunas plantas estaban paradas, y que la misma Petropar, este año que está trabajando según les dijo el ministro a full y otras plantas se adicionaron a la producción, ya no va a faltar alcohol, habrá suficiente inclusive ya habrá stock y se tiene que apuntar a la exportación.

Fuente: La Nación (www.lanacion.com.py)

2 comentarios en Lanzarán programa de cultivo de coco y promoverán su uso industrial

  1. Me interesa la plantacion del mbocaya, dispongo de una hectarea y un poco mas de tierra, me gustaria capacitarme y ver si hay apoyo economico para su desarrollo. es muy interesante el proyecto, mi propiedad se encuentra en la Ciudad de Acahay, D

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*