Los océanos se calientan, no debería haber controversia en eso

Los océanos se calientan
Los océanos se calientan

Un nuevo estudio muestra que las mediciones de NOAA en los océanos fueron correctas.

Una nueva investigación confirma que no hubo una pausa en el calentamiento global en los océanos – sólo un cambio en las mediciones. Esto confirma los hallazgos de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA, por sus siglas en inglés) y finalmente puede poner fin a la controversia sobre una aparente desaceleración en el aumento de las temperaturas mundiales.

La controversia se intensificó hace unos cinco años, ya que muchos científicos, incluido el Panel Internacional sobre el Cambio Climático, reconocieron el llamado “hiato del calentamiento global”, la “pausa” percibida en el aumento de las temperaturas mundiales a comienzos del siglo XXI. La desaceleración fue particularmente aparente en las temperaturas oceánicas. Los científicos se esforzaron por explicar los datos y los escépticos del clima señalaron que es la evidencia de que el cambio climático es un engaño.

“Algunas personas, particularmente algunos políticos estadounidenses, estaban utilizando esta desaceleración para argumentar que la ciencia climática debe estar equivocada, y por lo tanto no necesitamos hacer nada”, dice el coautor del estudio, Kevin Cowtan de la Universidad de York, en el Reino Unido.

Luego en 2015, la NOAA publicó un artículo en Science que argumentaba que el calentamiento global desde 2000 había sido subestimado y de hecho, no hubo una desaceleración detectable en el calentamiento de los océanos entre 1998 y 2012. En ese estudio, la NOAA mostró que los océanos en realidad se calentaron 0,12 ºC  por década desde 2000, en lugar de 0,07 ºC por década como las estimaciones anteriores habían demostrado. Eso indicó una mayor tasa de calentamiento en los últimos años.

Recomendamos:   Glaciar antártico, se está agrietando de adentro hacia afuera

La confusión se debió a un cambio en la forma en que se miden las temperaturas de los océanos. Hasta principios de 1990, las temperaturas se midieron con los buques, dice el coautor del estudio Zeke Hausfather de Berkeley Earth, un instituto de investigación sin fines de lucro centrado en el cambio climático. El agua del mar fue conducida automáticamente a través de la sala de máquinas del barco, donde se realizó la medición. Pero las habitaciones de los motores suelen ser cálidas y los resultados están sesgados. En los últimos años, las medidas han sido tomadas cada vez más por boyas, que están en contacto directo con el agua del océano. Las boyas reportan las temperaturas del agua un poco más fría, pero eso es sólo porque el agua de mar no se canaliza a través de una sala de máquinas caliente primero. Cuando se ajustan para este “margen de enfriamiento”, los científicos pueden ver que los océanos se están calentando.

El estudio NOAA de 2015 causó una enorme controversia política en Estados Unidos. Los negadores del clima acusaron a la agencia federal de corregir los resultados. El Comité de Ciencia, Espacio y Tecnología de la Cámara incluso citó a la jefa de la NOAA, Kathryn Sullivan, pidiéndole que entregara los registros y las comunicaciones internas. (Sullivan se negó a entregar los correos electrónicos de los científicos). “Se convirtió en una gran papa caliente política”, dice Hausfather en un video publicado con el estudio.

Recomendamos:   Conceptos erróneos comunes acerca de la energía solar

En parte porque las medidas de la NOAA se habían convertido en una gran controversia, los investigadores de la Universidad de California en Berkeley; Berkeley Earth; y la Universidad de York decidieron comprobar si NOAA tenía razón. Los investigadores analizaron datos independientes de la temperatura en océanos de tres fuentes diferentes: boyas flotantes, satélites y flota Argo – “impresionantes robots pequeños que se sumergen en el océano, vuelven a subir y toman la temperatura a medida que lo hacen”, según palabras de Hausfather. Los tres conjuntos de datos coincidían casi perfectamente con las mediciones de NOAA.

“Esto demuestra que NOAA tenía razón, que los científicos no estaban cocinando los libros de ninguna manera, que no estaban manipulando los datos para satisfacer el deseo de la administración”, dijo Hausfather. “Fueron buenos científicos haciendo un buen trabajo, tratando de lidiar con datos desordenados y averiguar lo que realmente estaba pasando”.

En resumen, el estudio debería poner fin a la controversia sobre si el calentamiento global se ha ralentizado. Los últimos años han sido los más calientes registrados y la temperatura de los océanos está aumentando, con profundas consecuencias para los ecosistemas marinos y los fenómenos meteorológicos. Es hora de girar la página y seguir adelante.

Loading...
Acerca de Mauricio Robales 79 Articles
Co-fundador de Red Estrategia. Desarrollador en ClicAds.

Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*