Crisis hídrica: ¿Cómo afecta el cambio climático al ciclo del agua?



Cambio climático en las alteraciones al cliclo del agua

La crisis hídrica es un fenómeno que afecta cada vez más, no solo a nuestro país o nuestra región sino ya a nivel mundial. Es cada día más frecuente escuchar  sobre la falta de agua en ciudades, municipios, barrios. Esta problemática se va multiplicando y afectando a miles y millones de personas.

¿Cuál es la causa principal de la falta de agua? En este sentido los investigadores coinciden en que el cambio climático que estamos viviendo en nuestro planeta es la principal causa de la crisis hídrica.  En diversos lugares, como por ejemplo  en zonas de Chile, las precipitaciones han disminuido entre un 10% a un 30% mientras que las temperaturas  se elevaron. Esto afecta al caudal de agua que proviene de la cordillera y que provee de este recurso a Chile y también a Mendoza, en Argentina.

Lo más impactante es que a través de los estudios realizados, se prevé que estos fenómenos puedan dejar de ser esporádicos y convertirse en algo frecuente.

La falta de lluvias, por efecto del cambio climático, y la escasez de recursos públicos para afrontar obras de infraestructura adecuadas, dan por resultado que ciudades completas, como es el caso de Salsipuedes en la provincia de Córdoba, carezcan del servicio de agua potable para su población.

¿Qué otras consecuencias acarrea la falta de agua?

Por supuesto afecta a las zonas urbanas y sus alrededores, ya que la mayor parte de las ciudades reciben agua de ríos y diques próximos. También afecta a la producción agrícologanadera,  perjudicando la producción de alimentos básicos para los seres humanos.

Lamentablemente la crisis climática parece ser irreversible y lo que debemos hacer es cambiar nuestros hábitos para adaptarnos a esta nueva realidad. Reducir la emisión de gases  de efecto invernadero y utilizar energías renovables, pueden ser algunas alterativas.

Pero debemos tomar conciencia que tanto la crisis hídrica, como la desertificación y el cambio climático son consecuencias del modelo de producción en el que vivimos. A partir de ello, se deben tomar medidas para que esta transición climática no sea tan grave. Construir un nuevo modelo de producción que no sea tan agresivo con el planeta y con nosotros mismos.

Pero un cambio de modelo debe ser de pensamiento y acción y no solo eco-friendly. La dificultad se presenta porque ningún gobierno se anima a dañar intereses económicos para proteger el medio ambiente, y hasta tanto mundialmente no dejen de utilizarse combustibles fósiles y se reduzcan los GEI (gases de efecto invernadero), las medidas que se toman no son más que falsas soluciones.

Lo importante es no considerar como causa del cambio climático, los desastres naturales a los que estamos asistiendo, sino justamente lo contrario, como una consecuencia de dicho cambio. La crisis hídrica, por lo tanto, es una consecuencia directa del cambio climático. Una consecuencia más pero de suma gravedad, ya que es el principal recurso que necesitamos para vivir.

 


Acerca de Eliana Marquez 30 Articles
Soy comunicadora social, redactora, community manager, profesora de lengua y madre de dos niños. Resido en Córdoba, Argentina.

Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*