Llega el combustible verde

Los conductores se están resistiendo, y mucho, a dar el salto al carburante «ecológico» pese a las prestaciones añadidas de su uso y de su precio. Hasta ayer no se inauguró la primera estación de servicio en la comunidad autónoma de Andalucía, y la sexta de España, que oferta en los surtidores el bioetanol E85 -15 por ciento de gasolina y 85 por ciento bioetanol procedente de cultivos agrícolas.

Los conductores se están resistiendo, y mucho, a dar el salto al carburante “ecológico” pese a las prestaciones añadidas de su uso y de su precio. Hasta ayer no se inauguró la primera estación de servicio en la comunidad autónoma de Andalucía, y la sexta de España, que oferta en los surtidores el bioetanol E85 -15 por ciento de gasolina y 85 por ciento bioetanol procedente de cultivos agrícolas-. Lo hará desde el kilómetro 2.5 de la autovía Sevilla-Utrera, a pie del barrio nazareno de Montequinto, y tras una inversión de 1,8 millones de euros. La misma dirección de la gasolinera reconoce que ni siquiera “se ha comprobado aún el rendimiento” de este tipo de biocombustile, pero confían en que será el producto para los “coches del futuro”, incluido el hidrógeno y el gas natural.

Ventajas no le falta. Lo sabe Gonzalo Magot, responsable del proyecto E85 en Abengoa Bioenergy España, líder europeo en la producción de bioetanol que suministra el combustible a la recién inaugurada estación, desde la planta de Cartagena (Murcia). “Se venden tres mezclas de gasolina y etanol: la E5, la E10 y la E85, que sustituyen en mayor o menor parte el uso de la gasolina en el transporte y que son más económicas que la gasolina tradicional”, explica Magot. Según las tarifas establecidas, la primera cuesta 1,102 euros/litro, la segunda 1,082 y la última, 0,968 euros, frente al precio de la gasolina fijada en 1,122 euros. El ahorro se nota, sobre todo, en la E85, que despunta con 15 céntimos menos con respecto a la gasolina e incluso del gasóleo -que, por primera vez en la historia, se equipara e incluso supera a la gasolina-, aunque se aleja de los precios dados en el País Vasco y Valencia, pioneros en la materia, donde el litro cuesta 0,85 euros.

La propietaria de la estación, María Antonia Rodríguez, atribuyó la diferencia al origen del combustible. “Ellos lo tienen en su regiones, y nosotros debemos trasladarnos a Murcia por lo que el coste del transporte es más caro”, explicó la dueña. Aún así, asegura que el precio bajará una vez se instalen nuevas gasolineras en la provincia que surtan bioetanol para así “compartir y recortar gastos” en logística. María Antonia espera abrir, para finales de este año, una segunda gasolinera en la salida Umbrete-Bollullos.

Sabe que aún queda mucho por hacer, aunque el incipiente desarrollo de la gama de motores para vehículos que utilizan biocombustibles comienza a tener su impacto sobre el sector servicios. Ford es uno de los pocos fabricantes de automóviles que comercializa modelos preparados para el uso del bioetanol. Se pudo comprobar ayer en el “Focus Flexifuel” traído para la ocasión por el concesionario Ferrimóvil. Para el gerente de Reglamentación y Homologación de Ford España, Manuel Luna, se trata de “motores inteligentes”, fabricados en Valencia y disponibles para la venta. “Son competitivos, tienen mejores prestaciones porque hacen menos ruido, alcanzan más potencia, más par y el combustible es más barato”, señaló Luna.

Ayer se inauguró en la autovía Sevilla-Utrera la primera gasolinera que surte bioetanol, más barato, y para motores “inteligentes”. En sus postes se venden tres mezclas de gasolina y etanol.

Fuente: ABC de Sevilla (www.abcdesevilla.es)


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*