GCE Bio construirá la primera biorrefinería multifuncional del mundo en el páramo leonés



Biorrefinería multifuncional de GCE Bio en León

GCE Bio construirá la primera biorrefinería multifuncional del mundo en el páramo leonés. Biocombustibles, bioetanol

Biorrefinería multifuncional de GCE Bio en León

Zamora – La localidad de Santa María del Páramo (León) ha sido finalmente la elegida por la empresa zamorana GCE Bioenergy para construir la primera biorrefinería multifuncional del mundo.

La nueva planta ocupará 35 hectáreas de terreno y su construcción está previsto que comience dentro de un año.

Además, la empresa proyecta la construcción, en el Parque Tecnológico de León, de un laboratorio de I+D+i encaminado a la investigación y experimentación de biocombustibles de segunda y tercera generación.

La construcción de la biorrefinería conllevará una inversión cercana a los 150 millones de euros. GCE Bioenergy cuenta ya con el apoyo financiero de varias entidades de ahorro de la Comunidad, interesadas en un proyecto pionero que, según sus redactores, podría crear 150 puestos de trabajo directos y, sobre todo, regenerar el tejido productivo del páramo leonés y de la comarca de los Valles de Benavente.

La biorrefinería multifuncional, patentada por GCE Bioenergy, utilizará, para la producción de bioetanol y piensos, ingentes cantidades de remolacha alcoholígena.

La nueva planta, explica Vicente Merino, el ingeniero responsable del proyecto, será capaz de procesar la raíz producida en 18.000 hectáreas de terreno, algo así como dos millones de toneladas al año.

El núcleo base de la biorrefinería, que se espera tener listo para el año 2011, producirá anualmente 200.000 metros cúbicos de bioetanol y 160.000 toneladas de piensos.

Además, cuando estén listas las plantas de procesado auxiliares, las que dotan a esta instalación de su carácter multifuncional, la biorrefinería producirá además diversas cantidades de otros combustibles de alto valor añadido como el biobutanol, el butadieno y aldoles.

Solventada la financiación, la empresa zamorana cuenta también con el apoyo técnico de una multinacional del sector, que se encargará de la construcción de la planta y del proyecto definitivo.

La elección de Santa María del Páramo no ha sido, precisamente, casual. En realidad, señala Merino, “su situación estratégica y el apoyo que hemos recibido por parte del Ayuntamiento, la Diputación de León, la Junta y el Gobierno Central nos ha hecho decidirnos por esta localidad para construir la biorrefinería”.

En el entorno de Santa María, señala el ingeniero de GCE, hay líneas de alta y media tensión, un gaseoducto, agua en grandes cantidades, infraestructuras ferroviarias en uso y tres autovías, la A-6, la Astorga-León y la Benabente-León. Además, la comarca dispone de 80.000 hectáreas regables.

En la actualidad, la remolacha ocupa alrededor de 11.000 hectáreas de cultivo, una cantidad en permanente retroceso tras el cierre de las azucareras de Veguellina, León y Benavente.

“La construcción de la biorrefinería supondrá la recuperación del cultivo y por extensión la recuperación económica de la zona, donde se podrían crear miles de puestos de trabajo vinculados a la agricultura, el transporte y el apoyo logístico a la planta”.

De hecho, los responsables de la biorrefinería ya han previsto que el 70% de la remolacha necesaria para abastecer la planta se comprará en el páramo leonés. Otro 20% tendría su origen en los regadíos de los Valles de Benavente y el resto podría ser adquirido en la provincia de Valladolid y en Toro.

La construcción de la nueva biorrefinería cuenta con el beneplácito de los sindicatos agrarios y las cooperativas, que ven en esta planta una posible solución a la crisis por la que atraviesa el sector agrícola de las provincias de León, Valladolid y Zamora.

Además, el hecho de que la planta tenga un carácter no contaminante, gracias a la introducción de sistemas de reaprovechamiento de residuos, hace que la biorrefinería multifuncional proyectada por la empresa zamorana GCE Bioenergy cuente también con el visto bueno de los grupos ecologistas, que en principio no ven el proyecto con malos ojos.

GCE Bio construirá la primera biorrefinería multifuncional del mundo en el páramo leonés. Biocombustibles, bioetanol

Fuente: El Mundo (www.elmundo.es)


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*