EE.UU. y Brasil esperan que biocombustibles tengan éxito en América Central y Caribe



Acuerdo entre Brasil y Estados Unidos para promover los biocombustibles en Centroamérica y El Caribe

EE.UU. y Brasil esperan que biocombustibles tengan éxito en América Central y Caribe. Energías renovables, biodiésel, bioetanol

Acuerdo entre Brasil y Estados Unidos para promover los biocombustibles en Centroamérica y El CaribeWashington, EEUU – Con ayuda de Estados Unidos y Brasil un país centroamericano y tres países caribeños podrían reducir su dependencia de las importaciones de petróleo si cambian sus economías para que funcionen con biocombustibles, según funcionarios estadounidenses y brasileños.

“Nuestra intención es promover la democratización energética en las Américas, aumentando el número de suministradores de energía, ampliando los mercados y reduciendo las irregularidades en los suministros”, dijo la secretaria de Estado Condoleezza Rice el 4 de junio.

Rice estuvo en la Ciudad de Panamá con motivo de la 37ª Asamblea General de la Organización de los Estados Americanos (OEA). La OEA declaró el 5 de junio que los biocombustibles “son críticos para el uso diversificado de la energía” en el Hemisferio Occidental.

La secretaria destacó que Estados Unidos y Brasil completaron en marzo lo que describió como un acuerdo bilateral “sin precedentes” sobre biocombustibles.

Dijo que El Salvador, la República Dominicana, Haití, y San Cristóbal y Nieves serán el foco inicial del programa de ampliación de la alianza sobre biocombustibles de Estados Unidos y Brasil. Agregó, sin embargo, que la alianza está deseosa de ampliar la cooperación a más países, especialmente en el Hemisferio Occidental.

“Nuestra meta debe ser nada menos que iniciar una nueva era de seguridad energética interamericana”, comentó Rice.

Matthew McManus, jefe de asuntos sobre países productores de energía del Departamento de Estado, indicó que “esta iniciativa se refiere a la seguridad energética de los países en la región de nuestro hemisferio que más dependencia tiene del petróleo”.

“Queremos ayudarles a ayudarse a sí mismos”, dijo al Servicio Noticioso desde Washington.

Promoción de los biocombustibles

En virtud de la alianza, los dos productores de etanol más grandes del mundo se comprometen a ayudar a los países menos desarrollados del Hemisferio Occidental a promover la producción de biocombustibles provenientes de cosechas locales. La alianza también intenta avanzar la investigación y el desarrollo de tecnologías más avanzadas de biocombustibles y trabajar hacia una mayor convergencia de normas de biocombustibles en todo el mundo.

Con un mayor uso de biocombustibles producidos localmente no sólo se reducirían las facturas de energía de los cuatro países, sino que también se reducirían las emisiones de gases de efecto invernadero y se incentivaría el desarrollo agrícola y la economía rural, dijo McManus.

Añadió que los cuatro países dependen en gran medida de la importación de crudo, en algunos países el petróleo constituye casi el 90 por ciento del consumo energético, y su electricidad se produce principalmente a partir de este, una práctica que incrementa su vulnerabilidad a las fluctuaciones en el petróleo. Sin embargo, estos cuatro países tienen sectores agrícolas relativamente fuertes que pueden convertir parcialmente en cosechas energéticas, dijo.

“Espero que puedan sembrar una porción significativa de la energía que consumen”, comentó McManus. Explicó que el foco principal de la iniciativa es la producción de biocombustibles para consumo local.

Largas estaciones de cultivo, clima tropical, altos niveles de precipitación y bajos costos laborales y de tierras favorecen la producción de biocombustibles en los cuatro países. Todos cultivan caña de azúcar que Brasil ha utilizado para producir etanol de modo eficiente en grandes cantidades. Para Haití, donde la industria de la caña de azúcar está en declive, el biocombustible derivado del ricino y la planta del tártago podrían ser mejores alternativas, según un informe de 2007 financiado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Con apoyo del BID y la OEA la alianza financia estudios de probabilidad para determinar los tipos de caña de azúcar que mejor se adaptan a las condiciones locales y para examinar otros factores tales como la calidad del suelo, el impacto ambiental y el potencial para el desarrollo rural.

“La iniciativa va a adaptarse a cada país individualmente y hemos empezado consultas con Brasil y cada país en el que intentamos comenzar la práctica”, dijo McManus.

Apuntando a la inversión del sector privado

Emerson Kloss de la embajada brasileña en Washington comentó que el sector privado es la clave para el éxito de la iniciativa. Kloss es el jefe de la sección sobre agricultura y biocombustibles del departamento económico de la embajada.

Las compañías brasileñas ya han invertido en El Salvador y en Jamaica, pero hace falta más inversión para que los programas de biocombustibles sean viables, dijo Kloss al Servicio Noticioso.

Sin embargo, McManus comentó que los gobiernos de los cuatro países primero necesitan llevar a cabo reformas reglamentarias y jurídicas que establezcan las bases para las inversiones y la ampliación de la producción e infraestructura de los biocombustibles. Según el informe del BID, preparado por la firma consultora Garten Rothkopf, para que tenga éxito la expansión de los biocombustibles es importante también hacer campañas de formación del público sobre los beneficios de los biocombustibles.

Kloss dijo que según la experiencia brasileña, la conversión de petróleo a biocombustible no debería ser demasiado costosa para estas cuatro economías, pero advirtió que los cálculos económicos generales son prematuros, puesto que la iniciativa de campaña acaba de empezar y está en la fase de recopilación de información.

“Estamos intentando ver qué es lo que podemos hacer”, dijo Kloss.

Una vez que los cuatro países logren cierto nivel de independencia energética, la alianza considerará ampliar la iniciativa a otros países, según los funcionarios estadounidenses y brasileños.

“Deseamos tener hecho el trabajo primero en los países inicialmente adheridos a la alianza”, comentó McManus.

EE.UU. y Brasil esperan que biocombustibles tengan éxito en América Central y Caribe. Energías renovables, biodiésel, bioetanol

Fuente: Departamento de Estado de Estados Unidos (www.america.gov)


1 comentario en EE.UU. y Brasil esperan que biocombustibles tengan éxito en América Central y Caribe

  1. con la agricultura mexicana tienen propuestas para el aprovechamiento de la siembra de la higuerilla por ejemplo?, en el proceso de la conversion del biodisel, recomiendan alguna planta en especial para la siembra, altura, clima etc. para su comercializacion? existen canales de compra de esta siembra, de acuerdo a la calidad de la planta y la cantidad de siembra? que tan redituable es y a que tiempo?

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*