Consejos útiles y sencillos para ahorrar energía eléctrica en el hogar y cuidar el presupuesto



Consejos para ahorrar energía en el hogar

Junto a la cuestión económica está el cuidado del medio ambiente que podemos realizar si seguimos algunos consejos para ahorrar electricidad en nuestros hogares.  Si consumimos menos electricidad colaboraremos en la disminución de producción de GEI (gases de efecto invernadero), además cuidaremos nuestro presupuesto hogareño.

Una de las principales medidas es prestar atención a la iluminación: apagar las luces que no estemos utilizando en  cada momento y tener iluminación dirigida para diversas tareas como por ejemplo, estudiar, cocinar o leer. Otra acción es reemplazar las lámparas incandescentes por las de bajo consumo, que tienen la ventaja de generar menos calor otorgando una buena iluminación.

En cuanto a los electrodomésticos, en cualquier caso evitar dejarlos enchufados, ya que de esa forma siguen consumiendo electricidad y emitiendo calor. Controlar que la heladera esté siempre bien cerrada, que los burletes estén en  buen estado y solo abrirla cuando sea necesario. También es importante descongelarla a tiempo, porque de otra manera consume un 20% más. Y por último si debemos comprar un electrodoméstico, buscar aquellos que cuenten con consumo eficiente de energía, que generan menos daño al medio ambiente.

Por otro lado en cuanto a climatización de los hogares, conviene saber que actualmente existen equipos de bajo consumo y sustentables. También es importante utilizar el aire acondicionado por encima de los 21°, manteniendo puertas y ventanas cerradas en el ambiente en el que lo utilizamos. De igual manera, los equipos de calefacción eléctrica deben ser regulados a una temperatura de 20°, no más, ya que cada grado suplementario representa un 7% más de consumo energético.

Otras ideas para ahorrar energía eléctrica, son:

  • Utilizar la plancha lo menos posible, acumular la mayor cantidad de ropa para planchar regulando la temperatura adecuada para el tipo de tela.
  • Utilizar el lavarropas solo lo necesario y siempre hacer la carga completa, para ahorrar energía y agua.
  • Evitar el uso de electrodomésticos de gran consumo como: el aire acondicionado, secarropas, lavaplatos y microondas.
  • No dejar enchufados los cargadores de baterías de los celulares.
  • Apagar la computadora cuando no se use, ya que mientras está hibernando consume un 70% más de energía. Una notebook o netbook consumen menos electricidad que una computadora de escritorio.
  • Si tenemos posibilidad de hacerlo, utilizar energías alternativas para la producción de energía eléctrica como por ejemplo, las celdas fotovoltaicas o  generadores eólicos, entre otros.
  • Aprovechar lo más posible la luz solar, mediante orientación adecuada de puertas y ventanas y empleando colores claros en paredes, techos, pisos y mobiliarios.

Acerca de Eliana Marquez 30 Articles
Soy comunicadora social, redactora, community manager, profesora de lengua y madre de dos niños. Resido en Córdoba, Argentina.

Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*